Como aspirantes a Artesanos del Software estamos elevando el listón de desarrollo de software profesional practicando y ayudando a otros a aprender el oficio. A través de este trabajo hemos llegado a valorar:

No sólo software que funciona,
sino también software bien diseñado
No sólo responder al cambio,
sino también agregar valor constantemente
No sólo individuos e interacciones,
sino también una comunidad de profesionales
No sólo colaboración de clientes,
sino también asociaciones productivas

Es decir, en la búsqueda de los elementos de la izquierda, hemos encontrado indispensables los elementos de la derecha.